Publicidad
  • Tarta de manzana, caqui y almendra

    6 febrero 2016 escrito por  

    Como sabemos que muchos de vosotros también disfrutáis mucho con las tartas de manzana, hoy os traemos otra versión que os va a sorprender y esperamos que os guste tanto como a nosotros, es una tarta ideal para el otoño porque además de las manzanas de la temporada, incorpora otra fruta de la estación, el caqui.

    Para esta receta es necesaria la variedad de caqui tradicional, el caqui o palosanto que tiene textura de mermelada, la pulpa se extiende directamente sobre el hojaldre, ocupando el lugar de la crema pastelera de la clásica tarta de manzana, o de la mermelada de otras frutas que tantas veces hemos utilizado, como la de naranja. La combinación de esta tarta de manzana y caqui es excelente, y es facilísima de hacer, así que animaos a probarla porque gustará a niños y a mayores.

    INGREDIENTES:

    • 1 placa de hojaldre fresco Bio Bleud
    • 225 grs. de caquis maduros (sin piel)
    • 3 manzanas medianas
    • 30 grs. de almendra cruda sin piel BioArtesa
    • canela en polvo Artemis Bio
    • azúcar integral BioArtesa o panela de comercio justo La Cesta Sostenible
    • Agar-agar Portomuiños

    PREPARACIÓN:

    Extiende la masa de hojaldre fresco colocándola sobre papel vegetal en la bandeja del horno. Una vez pelados los caquis, machácalos bien o tritúralos muy poco con la batidora eléctrica, que no quede demasiado líquido, añade una pizca de canela y mezcla bien.

    Pincha la masa de hojaldre con un tenedor evitando el contorno, a continuación reparte la pulpa de caqui. Pela las manzanas y córtalas en daditos pequeños, repártelas sobre el caqui y a continuación espolvorea con canela y con azúcar moreno, siendo un poco generosos para endulzar la tarta al gusto de los golosos. Reparte también la almendra laminada.

    Introduce la tarta de caqui y manzana en el horno precalentado a 200º C con calor arriba y abajo durante unos 20 minutos o hasta que se haya dorado, retírala del horno y prepara la gelatina para darle brillo siguiendo las instrucciones del paquete, más abajo añadimos una tabla orientativa. Después extiéndela sobre la tarta.

    Como idea general podemos establecer como equivalencias:

    1 grs. de Agar-agar en polvo = 1 cucharilla de café

    2 grs. de Agar-agar en polvo = 1 cucharilla de postre.

    4 grs. de Agar-agar en polvo = 1 cuchara sopera.

    1 grs. de Agar-agar = 4 hojas de cola de pescado.

    Dependiendo de la consistencia deseada, se utilizará más cantidad de Agar-agar para poder conseguir gelatinas firmes y consistentes, y menos cantidad para elaborar gelatinas más blandas y suaves. La experiencia indicará la dosis en cada caso.

    Para conseguir una textura media (gelatina suave), se recomienda usar 2 g de Agar-agar en 500 ml de cualquier líquido. Si sólo se necesita espesar, hay que añadir menos cantidad o más líquido.

      Fuente: gastronomiaycia.com

     

    Comments are closed.