Publicidad
  • Once días sin poder aparcar en Pedro Zerolo por el Orgullo LGTB 2018

    13 junio 2018 escrito por  

    Cartel "Siempre Zerolo" en Plaza de Pedro Zerolo

    Llega el Orgullo LGTB 2018 a Chueca y con él las restricciones de aparcamiento, no solo en las calles, sino también para los usuarios de aparcamientos públicos como el de la Plaza de Pedro Zerolo, que del 28 de junio al 8 de julio tendrán que buscar otro lugar para sus vehículos.

    Así se lo ha comunicado en una nota informativa a los interesados la Empresa Municipal de Transportes (EMT), que es quien gestiona el aparcamiento de Vázquez de Mella, y donde también se convoca a los vecinos afectados a una reunión informativa.

    Como escenario de algunas de las actividades del Orgullo LGTB 2018 como el pregón inaugural, los organizadores han solicitado al Ayuntamiento de Madrid la disponibilidad de la plaza de Pedro Zerolo, bajo la que se encuentran el aparcamiento de rotación y el de residentes. Así que, por motivos de seguridad de cara al evento, es necesario cerrarlo.

    Desde la EMT aseguran que, como el pasado año, se ofrecerá a los residentes (el aparcamiento tiene 261 plazas de este tipo) «la posibilidad de hacer uso de otros aparcamientos cercanos, de forma gratuita» durante los días que duren los festejos.

    ¿Dónde se ubican estos aparcamientos alternativos durante el Orgullo?

    De todos los aparcamientos que ofrece la Empresa Municipal de Transporte, los más próximos son los de la Villa de París, Recoletos y Montalbán, aunque también se dan opciones en los de Plaza de España, Plaza Mayor, Almagro y Jacinto Benavente.

    Las personas interesadas en aceptar una de esas plazas alternativas en otros aparcamiento de la EMT deberán remitir un correo electrónico realizando la petición y aportando, además, el número de matrícula de su coche.

    Malestar entre los vecinos de Chueca

    Que durante once días los usuarios del aparcamiento de Vázquez de Mella no puedan dejar allí sus vehículos tiene a las vecinas y vecinos afectados más que molestos. Confiaban en que, al no ser este año el World Pride como en 2017, no se esperara tanta afluencia de público y el cierre no fuera necesario.

    Porque, aunque desde el Ayuntamiento de Madrid les ofrecen plazas de aparcamiento alternativas durante ese tiempo, la mayoría de ellas están muy lejos de sus casas y supone un problema adicional para quienes necesitan usar el coche a diario para trabajar y no pueden prescindir de él los días que dura el Orgullo LGTB.

    Más información:

    Deja tu opinión